Este artículo contiene SPOILERS, por lo que si usted, querido lector, no va al corriente con la serie (y nos referimos concretamente a que le faltan DOS CAPITULOS PARA EL FINAL o acaba de ver el capítulo titulado Ozymandias) deténgase en este momento, de lo contrario le podríamos arruinar los últimos 10 capítulos de la serie.

Queda usted advertido.

riversong_spoilers

Todos aquellos fans de Breaking Bad saben que desde mediados de agosto, la serie volvió a salir al aire para transmitir sus últimos ocho capítulos. La historia nos había dejado con la imagen de Hank sentado en el escusado de Walter, leyendo un libro de poesía de Walt Whitman, donde Gale (el ex asistente de Walt), le dedicó unas palabras a Walter, logrando que Hank se diera cuenta que su cuñado era nada más ni nada menos que Heisenberg.

A partir de esto, todos los fans nos habíamos quedamos impactados, preguntándonos que iba a suceder en estos capítulos restantes. No sabíamos quién iba a sobrevivir o quién iba a morir, ni siquiera sabíamos qué iba a suceder con Walter, lo único que teníamos en cuenta es que todo iba a acabar mal.

Después del estreno a mediados de agosto, Buzzfeed publicó una nota en la cual presentan una hipótesis que argumenta que a lo largo de la serie Walter empieza a adoptar conductas o hábitos específicos de la gente que va matando.

Por ejemplo, ¿se acuerdan de Crazy 8? ¿El primo de Tuco? Capítulos antes de su muerte, Walter le hace un sandwich quitándole las costras del pan. Poco después en la temporada tres pudimos ver que Walter hace lo mismo pero ahora con sus sandwiches.

Craz1

Craz2

Luego, analizando a Gus Fring, podemos ver que el dueño de los Pollos Hermanos solía manejar un Volvo, después de que Walter lo mata, es ahora Walter quién maneja un auto de la misma marca.

gus1a

Gus2a

En el caso de Mike, podemos ver que momentos antes de la pelea que tiene con Walter en el bar, los dos piden whisky. Mike pide el suyo con hielos y Walter sin hielos. Poco después de la muerte de Mike, Walter empieza a pedir los whiskys con hielos.

Mike1

3Mike2

Con Skyler, la hipótesis vuelve a encajar. Cuando inicia la quinta temporada, vemos a Walter hacer el número 52 con tocinos para festejar su cumpleaños, como lo hizo Skyler durante toda la serie.

Skyler1

Skyler2

Y por último, podemos ver el caso de Jesse, que a pesar de que Walter no adopta una conducta o un hábito suyo, podemos ver cómo al inicio de la quinta temporada, Walter usa una gabardina idéntica a la que usaba Jesse al inicio de la serie. ¿Podríamos decir que el destino de Jesse puede ser el mismo que los demás de esta lista?

enhanced-buzz-12737-1376477217-2

Independientemente de que esta hipótesis sea cierta o no, sabemos que por lo menos en un punto, no se aplica bien, y es que, al inicio de la quinta temporada vemos que Walter, al vomitar en su baño, toma la toalla de las manos para ponérsela en las rodillas. Este era uno de los hábitos que tenía Gus Fring.

Gus1b

Gus2b

Pero ese hábito o manía nunca fue visto por Walter. Recordemos que fue en el viaje que tuvo Fring a México, donde mató a los miembros del cártel de los Salamanca cuando la presentó. Por lo tanto, gracias a este caso, no se podría hablar de una hipótesis 100% exacta.

Muchos otros, yo me incluyo, opinan que esta hipótesis no es del todo cierta. Una serie hecha tan cuidadosamente, como Breaking Bad, no podría arriesgarse a cometer un error como éste, por lo que podríamos decir que tanto Vince Gilligan (el creador de la serie) como los demás escritores están haciéndonos creer que todas estas relaciones tienen algo en común, solamente para que nosotros pensemos que eso es lo que podría pasar y “a la mera hora” pase exactamente lo contrario.

A estas instancias, las coincidencias son muchas, pero no podemos basarnos en predicciones, porque como lo hemos visto, en esta serie nada es seguro. Por el momento faltan solamente dos capítulos para que acabe todo esto, y todavía no sabemos que le puede ocurrir a Jesse o Skyler.

Mientras nos comemos las uñas averiguando esto, les dejo un fragmento de ¡Oh capitán, mi capitán!, un poema de Walt Whitman, el nombre con el cual Walter engaña a Hank al momento de investigar las siglas W.W. del cuaderno de Gale. Y a decir verdad, el poema también nos podría estar diciendo algo:

“¡Oh capitán, mi capitán!
Terminó nuestro espantoso viaje,
El navío ha salvado todos los escollos,
Hemos ganado el codiciado premio.
[…]
Mas yo, con pasos fúnebres,
Recorreré la cubierta donde mi capitán
Yace muerto y frío.”