La Real Academia de la Lengua Española define a un contraste como: Oposición, contraposición o diferencia notable que existe entre personas o cosas.

En nuestro país se pintan una enorme cantidad de contrastes en cuanto a las realidades y situaciones de los jóvenes. He escuchado muchas veces la expresión “México es de los jóvenes”, pero ¿realmente este país está siendo forjado para que todos los jóvenes tengamos las mismas oportunidades, la misma voz y podamos tener el mismo peso en la toma de decisiones que nos impulsen y nos hagan trascender?

Las realidades de los jóvenes de nuestro país son un contraste. Día a día millones de jóvenes despiertan en su realidad para quizás, si corren con suerte, toparse con alguna otra y con esto generar un cambio. Lo ideal no sería que existiera una sola realidad, sino que dentro de la nuestra no seamos ajenos a las demás, seamos consientes que todos tenemos un papel en forjar nuestro futuro y de la responsabilidad que tenemos aquellos que tuvimos más oportunidades con aquellos que no las tuvieron.

Sofía tiene 21 años, es originaria de Celaya y actualmente es una médico interna de pregrado en el Hospital Metodista de Houston. Lo que ha logrado Sofía le ha costado y lo ha pagado día a día con sueño perdido, tiempo sin ver a su familia, esfuerzo de más de un tipo, lágrimas derramadas y una constante inquietud por la salud de su padre. Es uno de mis mayores ejemplos y modelos a seguir. Para ella su más grande meta es hacer su residencia en medicina interna y después una subespecialidad en endocrinología. Para este país eso conlleva una responsabilidad enorme. Sofía tuvo una de las más grandes oportunidades, que muchos jóvenes no tienen, una familia que la quiere, la apoya y que le enseñó que las cosas no se dan gratis. Ella aprendió de sus padres el valor del trabajo, del esfuerzo y de ser honesta. Nadie le regalo nada, todo se lo ha ido ganando.

hospitales-medicina-interna-abc

Abraham tiene 24 años, es epiléptico y tiene retrasó mental. El vive en una casa hogar para gente con enfermedades mentales desde autismo y diferentes niveles de retraso mental. A Abraham lo abandonaron desde pequeño, su única familia son la personas que cuidan de él en la casa hogar y los demás residentes. En esta casa Abraham recibe lo que en un principio le fue negado: amor, cuidados, educación, alimentación, vivienda y ser parte de una familia. Aún con su discapacidad aprende y trabaja, es un excelente repostero; lamentablemente dicha discapacidad no le permite concebir o transmitir la idea de un sueño o una meta personal que tenga. México es de Abraham; él también es uno de los jóvenes de México. Podrá sonar crudo pero creo que su mejor manera de transcender es enseñarnos a los demás, quienes tuvimos más y mejores oportunidades, que tenemos una responsabilidad para con él y todos aquellos que no la tuvieron. De Abraham podemos aprender tolerancia, respeto, humildad, cariño y empatía.

joven

Arturo tiene 25 años, acaba de cumplir dos años en coma. Parte de una familia modelo, Arturo siempre fue el hijo ideal, un buen hermano y un excelente amigo. Hasta hace dos años se encontraba a punto de acabar la licenciatura en Administración en una universidad del norte de la ciudad. Por azares del destino o plena coincidencia, hace dos años Arturo estuvo involucrado en un accidente automovilístico cuando regresaba de casa de uno de sus amigos donde había estado trabajando en un proyecto final. Desde entonces ha estado en coma, postrado en una cama sin mostrar signos de mejoría. Inteligente, carismático, popular, atlético y extrovertido, sin duda alguna iba a convertirse en una de esas personas que es capaz de lograr un cambio para bien en nuestro país. Pero, al menos hoy, todos esos sueños y metas que tenía pensadas están en pausa de manera indefinida.

hospitalizado 121004_001

Karla tiene 23 años, es recién casada y quiere ser maestra. Hace un par meses adopto a su sobrina Camila, de catorce meses, después de que su madre, de 16 años, la abandonara al saber que padece una rara enfermedad autoinmune. Para Karla y su esposo la idea de ser padres era algo que tenían contemplado en un futuro; ella primero iba a acabar de estudiar para ser maestra, y su esposo, Joel de 24 años quien es contador, iba a conseguir un trabajo nuevo. Ese plan de ser una pareja joven que se va abriendo camino en la vida cambio radicalmente cuando la hermana de Karla optó por abandonar a su hija. Ahora la realidad de Karla y su esposo es que tuvieron que dejar de lado lo que ellos querían por brindarle la atención a Camila que no recibió de su madre.

babyari_feliz_bec

Joaquín tiene 21 años y esta en la cárcel. Con primaria incompleta, padres ausentes y problemas de alcoholismo y drogadicción desde los 15 años, Joaquín no tuvo la oportunidad ni el apoyo de nadie para salir adelante. No es excusa; él se dedicaba a robar, asaltar y traficar droga, por lo que cumple una condena en un reclusorio de la Ciudad de México. No espera una segunda oportunidad; la vida, ni la sociedad se la dieron, pero tiene la ilusión de que sus hermanos pequeños no acaben como él. Joaquín quiere que sus hermanos tengan las oportunidades que él nunca tuvo y aunque le duele no estar con ellos, piensa que están mejor sin él. Cualquier otra persona podría decir que son personas como Joaquín las que dañan y corrompen a la sociedad , pero hubo algo antes que dañó y corrompió a Joaquín y que lo orilló a tomar las decisiones incorrectas.

shutterstock_11758399

Laura tiene 19 años y se encuentra en el séptimo mes de su cuarto embarazo. Con un aborto previo y dos hijos pequeños, Laura está a pocas semanas de volver a ser madre. No tiene trabajo y no acabó la secundaria. Sería fácil preguntarse qué clase de vida y oportunidades tendrá ella para ofrecerle a sus hijos. Pero, ¿qué clase de vida y oportunidades no tuvo ella que la llevaron a esta situación? Pudo haber sido doctora, abogada, arquitecta o lo que sea si alguien se hubiera encargado de ella.

mujer-embarazada

Manolo tiene 18 años estudia y trabaja para poder salir adelante. Mauricio tiene 20 años y le acaban de diagnosticar VIH. Gaby tiene 25 años y acaba de ganar una beca para una maestría en Madrid. Y como ellos habemos muchos.

Todos ellos son jóvenes de México y la razón de sus contrastes, los diferentes mundos en los que vive cada uno se deben principalmente a las decisiones que tomaron y no tanto las oportunidades que tuvieron o no. Cada uno obtendrá o no diferentes recompensas, se enfrentará y combatirá diferentes obstáculos, no siempre superándolos.

Lo ideal, para quienes logran salir salir adelante, sería que lo hagan siendo conscientes de que detrás de cada logro hay quienes claudicaron y que necesitan de nuestra mano y ayuda para salir adelante, para sacar adelante a México.

***

Nota del editor: Las historias presentadas son reales, las imágenes usadas son ilustrativas y no contienen a los personajes en cuestión.