En estas fechas que se celebran los Juegos Panamericanos en Guadalajara, surgió la duda sobre la importancia de los deportes. Hay personas que argumentan que el origen bélico del deporte es suficiente razón para aborrecerlo. Otras en cambio, opinan que se trata de una actividad naturalmente necesaria; es un ejercicio físico liberal.

Si les interesa conocer la opinió de su humilde servidor, opto por la segunda. Debido a la experiencia, haberlo compartido con amigos, puedo decir tranquilamente que practicar cualquier deporte es algo gratificante para cualquier persona. No tanto sólo se trata de la mejora para la salud, uno de los aspectos más importantes para practicar algún deporte; también es innegable la liberación que conlleva, muchas veces se dice que uno deja los problemas fuera del campo de juego para ocuparse de él.

Tal vez sea algo aventurado decir esto, pero creo que si todas las personas realmente se dedicaran a un deporte este país sería otro, y para bien. No sólo nos haría fuertes como personas, pero se cultivan valores de convivencia, disciplina y respeto que parece tanto nos faltan en estos momentos.

Los aliento a salir a correr, buscar alguna piscina donde nadar o inscribirse a algún curso de arte marcial. Hace falta que nos ocupemos de nosotros primero para después ocuparnos de nuestra nación.